martes, 29 de diciembre de 2009

Qué tango hay que cantar

Estás hecha mierda - me dijo el dj de la milonga, apenas me vio. Instante seguido me dedicó "Tormento" y sugirió un abrazo. Solo un abrazo hermoso, sin desplazamiento, sin dos ni cinco ni ochos ni nada. Después volvió a resonarme esa frase de esa boca: "estás hecha mierda". Me dieron ganas de llorar así que me vine a casa.
Me dijo eso haciendo referencia a la frecuencia con la cual me ve en las noches, pero me dolió.
Es que sí; estoy hecha mierda y me duele la posibilidad de que se den cuenta. La plata que tenía se me fue en regalos navideños y acá estoy habiéndome gastado mis últimos veinte pesos en una milonga para volverme destruída. Tenía en mente hacer contactos con extranjeros y fue un fracaso. Estoy al lado de un ventilador roñoso,tomándome unos mates con granas verdes viejas que encontré luego de revolver la alacena ( las usé para la torta de cumpleaños del 2007 de mi perro Jimmy que ya no está).

Amargamente

María Luz Zurita

PD: regalito





video

martes, 22 de diciembre de 2009

NO ME GUSTAN:


-hombres rubios ( si están desabridamente blancos)
-hombres con formación teatral
-hombres con tatuajes de nombres, imágenes religiosas, calaveras, personaje favorito.
-hombres que realizan actividades de circo (sin estar en un circo)
-hombres con abdominales muy marcados
-hombres muy bonitos (estilo Brad Pitt )
-hombres que toman cama solar
-hombres que se dan baños de inmersión
-hombres complacientes
-hombres que trabajan como cajeros
-hombres que usan corbata todos los días
-hombres que practican golf
-hombres que no toman cerveza
-hombres vegetarianos
-hombres quejosos
-hombres risueños
-hombres que bailan tango sin escuchar la música
-hombres que usan el tango como excusa para tocar mujeres.
-hombres que escuchan música new age
-hombres que exhiben sus artesanías sobre un paño en el piso
-hombres músicos (que pasan gorra)
-hombres que cuentan chistes
-hombres que colocan velas y sahumerios en su casa.
-hombres interesados por objetos de decoración
-hombres que hablan de ropa
-hombres que hablan de mujeres
-hombres que no disimulan sonidos escatológicos
-hombres que no se recortan el vello de sus genitales
-hombres que tienen celular último modelo

ME GUSTAN:



-hombres negros
-hombres tímidos
-hombres marroncitos
-hombres con boxer ceñido
-hombres con rasgos indígenas
-hombres blanquitos con pelo oscuro
-hombres calvos
-hombres con rasgo corporal que los identifique
-hombres con cara de nene travieso
-hombres con pancita
-hombres con uñas prolijas
-hombres con buenos dientes
-hombres con olorcito a Dove
-hombres con olorcito a hombre
-hombres que proponen juegos
-hombres que abren debate
-hombres flacuchos desgarbados
-hombres independientes
-hombres solitarios
-hombres con casa limpia
-hombres que toman té de tilo antes de dormir
-hombres que toman leche fría sin azúcar
-hombres que comen frutas y verduras
-hombres entre 28 y 52
-hombres mayores de 52 con alguno de los siguientes perfiles:
a)con moto
b)que toman café en bares
c)mozos de hoteles 5 estrellas
d)que saben de tango
e)que hablan y escriben bien
f)que usan jogging
g)que tienen auto
h)con casa/depto frente a mar
i)vendedores de libros
j)profesionales de la pezca
k)que juegan ajedrez
l)que leen (menos autoayuda cualquier cosa)
-hombres con carpa y motorhome
-hombres que ven,juegan y/o hablan de fútbol
-hombres que hacen asados
-hombres que desayunan con yogurt/cereales
-hombres que tienen una pierna
-hombres que tienen un brazo
-hombres con marcas/ cicatrices/yeso
-hombres músicos que dirigen agrupaciones de tango
-hombres músicos ( preferencia piano,bandoneón,guitarra
armónica)
-hombres en rol de padres
-hombres reservados / discretos/misteriosos
-hombres haciendo compras en supermercado
-hombres en Farmacity mirando artículos de bebé
-hombres en museos
-hombres en zoológico con niño/a
-hombres haciendo picnic
-hombres en bicicleta

miércoles, 16 de diciembre de 2009

"CLIMAX CONTROL"




Luego de una performance que hice en la Laguna Azul, Córdoba, el sábado pasado, contratada por una marca de bebida energizante ( supongo que conocida entre el mundillo púber porque estaba repleto de carnes frescas), tuve que volver a Baires a los piques. El pobre de Iván ni se enteró de que estuve. No podía imaginar verlo sin tres horitas disponibles por lo menos para jugar y desparramarnos uno encima del otro.
Sucedió que la noche anterior, festejando el "Día del tango" en Canning conocí un japonés. Me encantó bailar con este hombre y, me invitó a pasar un día enterito enterito en su casita de un country de Escobar para que él pudiese avanzar en su baile. En mi rol de taxi dancer ahí estuve. No hay manera que me canse de bailar. En un momento sólo atiné a desnudarme de pies. Entonces mis deditos acariciando su piso fresco de mármol se topaban de vez en cuando con sus pies vestidos, discretos, salvajes. No me cansé de bailar en las casi doce horas de tangos compartidos. Pero, qué ganitas de más por favor. Además, por las dudas, me había depilado mi pubis que estaba más que demoníaco, esperando propuestas pervertidas.
Me parece que me excitó su compostura, su resuelta distancia, su mano abierta hundiéndose a cada compás sobre mi espalda. Para qué más. Para qué entrometer mi lengua sutilmente entre sus pelitos japoneses?. Con qué intención dejar disparar a mi pilla mano sobre su nuca lampiña y que continúe removiéndose por quién sabe qué huequito. Para qué; para qué arrebatar la posibilidad del deseo dulce de tener a este hombre atravesando los límites de mi rombito. Para qué destrozar la magia de ese abrazo naranja...
Muchas veces, si está tan placentero el abrazo en el tango, preferible es no probar sobrepasarlo. Me he llevado algunos chascos.
Ufa!, quería estrenar los preser nuevos!

martes, 8 de diciembre de 2009

Tuya


El viernes volví a la milonga. Estuve bastante buenita: me dejé abrazar como a mi partener efímero se le cantaron las ganas, luego me dejé enroscar con sus brazos; se había empecinado en palpar mi seno derecho ( otra vez! ). Aún con su aliento no tan fresco me dispuse a brindar mis labios entreabiertos para complementar su estado caldeado.
En un momento, recuerdo, mi mano derecha fue llevada sin resistencia hacia su pecho. Bailamos así unos minutos mientras se escuchaba "Antiguo reloj de cobre". Y con la misma falta de resistencia, y su mano por encima de la mía, fue guiándome hasta enchastrar mis dedos, sobre la bragueta de su pantalón color aceituna.
Terminó el tango. No me despegué de su bragueta pero tampoco insistí en continuar con entusiasmo. Estaba ahí y, en medio de mi actitud que no era ni chicha ni limonada, se metió la mano derecha en el bolsillo, se acomodó su bulto que no pasaba desapercibido y me preguntó: - Cuánto querés?
Ya vuelvo - le respondí.
Con pasos rítmicos, grandes, fui hasta el baño.
Cuando volví a la pista ( con mis labios más húmedos y brillantes gracias a Maybelline) él estaba en su mesa. Me acerqué y al oído le pasé una tarifa (resultado de mis pensamientos encontrados en el toilette ). Lo hice esperar un rato para poder bailar con uno de mis ricos chicos una tandita de Di Sarli y después...Después me subí a su auto, me acobaché entre mi asiento y el suyo ( con mi efecto "Water Shine" hacia su lado) y teminamos en un albergue de Belgrano.
Dos horitas por $500 y me salvo por esta semana de andar yirando con mis catálogos de cremas.

Fotógrafa - modelo: malu zurita

viernes, 4 de diciembre de 2009

De: bill cosby (vilcosby@gmail.com)

Es posible que no conozcas a este remitente.Marcar como seguro.Marcar como correo no deseado

Enviado: viernes, 04 de diciembre de 2009 09:03:45 p.m.
Para: curdaycruda@hotmail.com

Hermosa, (ex cascabelito)?:

No me aguanto, si bien estaba todo previsto para ya a esta fecha andar por Buenos Aires, me surgieron unos seminarios para dar en Bologna y debo postergar mi cuerpo junto al tuyo. Me pregunto si me dejarás posarme un ratito, espalda con espalda mientras masajeamos nuestros cuellos escuchando una tandita de Donato. Sabés que te extraño no? .
Me sorprende lo que ando leyendo por tu blog. Qué loquita resultaste?, por qué estos rayes linda?, por qué maltratarte así?, quién te ha hecho tanto daño?. Hablé con Mimí para saber algo más (como usted no me atiende…) .
Así que igual vas a dar el seminario en Rosario?, tenés que parar un poco bebé.
No veo las horas de estar allá, de encontrarnos tímidamente en la milonga. Hacemos eso?, cuando llegue te mando un sms y acordamos la milonga para encontramos bailando en silencio, con nuestros corazones alborotados, con nuestras ganas de matarnos entre mis paredes celestes con manchones de humedad. Te acordás cuando te apoyé fuerte contra la pared y se descascaró la pintura?. Me gustás mucho linda. Te imagino mirándote ahí abajo como decís y no puedo dejar de desear un lugarcito en ese rombito.
Te beso ( ahí abajo) y más.

JS

martes, 1 de diciembre de 2009

En carne propia

Desde hace un tiempito que estoy con taquicardia. No puedo dar dos pasos sin agotarme ( de bailar ni hablar). Encima esta fobiecita a los saludos que me suele acompañar se me potencíó de tal manera que no estaba pudiendo salir de mi casa sin el temor a morir sufriendo, sola, sin que nadie se entere, sin que nadie pueda salvarme, sin que nadie quiera salvarme. ¿Sabrá alguno de todos los hombres con quienes me acuesto, a quién llamar si me pasa algo? - me pregunté mientras pensaba en si me moría un día de estos en una cama de otro. Y pensando, me descubrí con un corazón mas palpable y desprolijo que aquel que he dibujado tantas veces.
Ante la imposibilidad de hacer lo que mas placer me causa que es andar abrazándome al compás de algún tango, me encerré. Y mientras escuché sonar una y otra vez el teléfono, me encontré sentada con mis glúteos regordetes sobre el piso duro y fresquito, agarrando con mis brazos las rodillas, con ganas de desgarrar la blanquita piel que me envuelve. Separé rodillas, metí mi cabeza entre ese rombo que se forma. Me miré ahí abajo. No me reconocí tan tristona. Mi clítoris asomando como una lenguita sedienta pidiéndome una distracción. No, hoy no puedo.
En este contexto y los llamados que no atendí no advertí que mi familia desde Córdoba sin noticias estaría preocupada.
Cayó la puerta ( al parecer no era tan blindada), dejé el rombo y con pielcita entre mis uñas abrazé a mi mamá que se ponía en primer plano dejando atrás al cerrajero y al portero.
Luego de bañarme y vestirme, fuimos al Italiano entre mi agotamiento, la taquicardia y un brote de autoagresión.
Lo que mas me gustó fue el holter.