lunes, 17 de agosto de 2015

La melodía del adios

En una estación, el adiós, se respira casi a cada instante. Y esta melodía y esta aparente soledad encuentran su plenitud entre medio de quienes van, quienes vuelven y, en definitiva: en medio de un andar que nunca nunca se detiene. ( ni en la mañana de un feriado).


video

miércoles, 5 de agosto de 2015

LA PUTA Y LA BALLENA

En cuánta milonga me siento como la ballena de Puerto Madero. Pero nado, pispeo posible salida y por ahí me pierdo entre un par de abrazos donde ya no hay más gritos de ahogado mas que un deseo atroz de ahogarme sí; entre tu pecho y un tango.